Oxygene 9 by Jean Michel Jarre on Grooveshark
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

martes, 31 de agosto de 2010

INCONGRUENCIAS DEL VATICANO CONTRARIAS A LA DOCTRINA DE LOS EVANGELIOS.







HOY, MÁS QUE AYER ESTE PÁRRAFO EXTRAÍDO DE UN DOCUMENTO OFICIAL, SE HACE MÁS PRESENTE, MÁS EVIDENTE.
.... de todos los consejos que podemos ofrecer a vuestra Santidad, hemos dejado el más necesario para el final.
Este es que debemos abrir bien nuestros ojos y hacer uso de todo nuestro esfuerzo para nuestro respeto, o sea, permitir lo menos posible la lectura del Evangelio, especialmente en la lengua corriente, en todos aquellos países que están bajo nuestra jurisdicción; o sea, limitar en la parte de Evangelio que usualmente es leída durante la mesa y no permitir el leer mas.
Mientras la gente se contente de tal limitada porción, NUESTROS INTERESES PROSPERARÁN, pero apenas la gente deseara más, NUESTROS INTERESES FALLARÍAN.
La Sagrada Biblia es el libro que más que otra cosa ha levantado en contra de nosotros los tumultos y las tempestades cuyas causas extraviaban. DE HECHO, SI ALGUIEN EXAMINA DETENIDAMENTE Y COMPARA LAS ENSEÑANZAS DE LA BIBLIA CON LAS IMPARTIDAS POR NUESTRA IGLESIA, ENCONTRARA RÁPIDAMENTE DISCORDIA, COMPRENDERÁ QUE NUESTRAS ENSEÑANZAS SON FRECUENTEMENTE DIFERENTES DE LA BIBLIA Y TAMBIÉN CONTRARIAS A ESTA.
SI EL PUEBLO SE PERCATA DE ESTO NO CESARA DE DESAFIARNOS, A FIN DE QUE TODA COSA SEA PUESTA A LA LUZ Y NOSOTROS NOS CONVERTIREMOS EN OBJETO DE DESHONRA Y DE ODIO UNIVERSAL. POR TANTO ES NECESARIO ESCONDER LA BIBLIA A LA VISTA DEL PUEBLO, PERO CON EXTREMA PRECAUCIÓN PARA NO CAUSAR REBELIÓN.
Declaraciones de los Cardenales de la Iglesia Católica Romana al Papa Julio III en el año 1.550.
(Recogido de HISTORIA DE LA IGLESIA, fól. B.10088- Vol-. 2-. Pág. 641-50- BIBLIOTECA NACIONAL DE PARIS).
Mi consejo:
LEED CON ATENCIÓN, TAMBIÉN LOS EVANGELIOS Y LOS TEXTOS ANTIGUOS Y DESCUBRIRÉIS INFINIDAD DE COSAS QUE NO SE NOS HAN EXPLICADO.
A mi simple entender las Religiones instauradas en todo el planeta Tierra, deberían de atender a los "Signos" que en cada tiempo y lugar han ocurrido, para dar a entender al ser humano de que hay un Poder Superior que desea que tomemos conciencia de nuestra realidad material, pero sobretodo de nuestra real identidad espiritual.

Las Instituciones de Poder Temporal, como otras tantas, deberían de haber ocupado sus recursos para el beneficio de la Humanidad entera, sin distinciones ni sectarismos; desgraciadamente, un "Oscuro Poder" se ha adueñado de sus más altas cumbres, y sigue
instaurado intentando perpetuarse con obras, que se oponen directamente a las doctrinas que dicen de respetar y cumplir.
En la Iglesia Católica, ciertas actuaciones, declaraciones, y manifestaciones están clara y tristemente en oposición con el ejemplo dado a la Humanidad por JesúsCristo.
Es necesario un radical cambio para promover una toma de conciencia espiritual en el Género Humano que lleve al cumplimiento auténtico de las normas universales que rigen todos los mundos habitados de este Universo, y de tantísimos otros que existen. Estas Leyes están basadas en la Justicia, Paz y Amor existenciales, y son el empuje primario para que la Civilización de la Tierra pueda crecer y adherirse a otras "Tierras" que ya colaboran juntas.

Las Religiones de este Planeta Tierra, si no cambian hacia el polo positivo práctico, están destinadas a renovarse a través de fuertes pruebas, y sufrimientos, y junto a ellas todos los pueblos. Escrito está: NO ENTRÁIS Y NO DEJÁIS ENTRAR A LOS OTROS EN EL REINO DE LOS CIELOS.


La Corrupción Doctrinal de los miembros de las Religiones Mundiales ha llevado a estas Instituciones a "casarse" con los dos Poderes que dominan, negativamente, a todos los habitantes de éste martirizado planeta: EL PODER ECONÓMICO y EL PODER POLÍTICO. De esta manera la oscuridad de la corrupción doctrinal, junto con estos dos poderes forman un trípode corrupto y corruptor, que puede llevar a todo el género humano a la pérdida de su Identidad Real Espiritual, donada por "el que tiene poder de hacerlo". Esto significaría unos atroces sufrimientos, -(no en esta dimensión material)- que si los conociéramos envejeceríamos al instante.
Sobre estos horribles y pesados castigos ya habló Dante Alighieri en la "Divina Comedia" y al Apóstol Juan en el Apocalipsis.
Más vale para todos el releer con equilibrio espiritual todo lo que ha sido escrito, porque, seguramente, muchos "destinos" están a punto de ser "sellados", "lacrados", para cumplirse.
En cambio, todas las Religiones y Niveles de Poder, no han querido prestar atención a todos estas "señales" que ha lo largo de toda la historia humana, forman un "puzzle" de llamadas a la corrección moral, espiritual y física de todas las Almas.
Es cierto, sin falsedad que, el hombre goza del LIBRE ALBEDRÍO, y por lo tanto tiene la "llave" de equivocarse, incluso voluntariamente, más es cierto también que la Ley que rige en todas las dimensiones que existen en el Universo es la LEY DE CAUSA Y EFECTO, y está apoyada sólidamente en la auténtica y redentora JUSTICIA DIVINA.
POR UN INSTANTE, PENSAD SOBRE ESTO.
UNO DIJO: NO OS DEJARÉ HUÉRFANOS, VOLVERÉ ENTRE VOSOTROS.
OTRO DIJO: ESTARÉ SIEMPRE CON VOSOTROS HASTA EL FINAL DE LOS TIEMPOS.
EL UNO ERA JESÚS.
EL OTRO ERA CRISTO.
CRISTO ES LA LUZ, EL CAMINO Y LA VIDA, ES LA VOLUNTAD DEL PADRE-SOL.
ADEMÁS DE BRILLAR EN EL CIELO, ETERNAMENTE, HA ESCOGIDO A SUS INSTRUMENTOS EN EL MUNDO PARA SERVIR Y SER REFLEJO DE SU DIVINA VOLUNTAD.
ES CRISTO QUIEN DICTA A LOS CRISTIFICADOS.
ES CRISTO QUIEN A TRAVÉS DE ÉSTOS, SE MANIFIESTA AL HOMBRE, Y LE INOCULA SU VOLUNTAD, SI ESTÁN PREDISPUESTOS A ELLO.
EL ESPÍRITU GIOVANNEO, JUAN, COMO EL MISMO CRISTO OS DIJO, “SE QUEDARÁ HASTA MI MANIFESTACIÓN”.
NOSOTROS OS DECIMOS: EL HA SIDO, ES Y SERÁ POR LA ETERNIDAD, EL ESTANDARTE CRÍSTICO DE LA LUZ DEL PADRE SOBRE EL QUE REPOSA CRISTO.
POR ELLO OS DECIMOS, ENTRE LOS SERVIDORES FIELES DEL CRISTO, NO PUEDE HABER CONTRADICCIONES NI LUCHAS, PORQUE LA LUZ, ES LA LUZ Y NO SE OPONE A ELLA MISMA, ¿ENTENDÉIS?...
CUANDO SE ES JUSTO, SE ES SABIO, PERO EN VUESTRO MUNDO HAY MUCHOS SABIOS QUE NO SON JUSTOS.
SER JUSTOS SIGNIFICA NO ANTEPONERSE A LA JUSTICIA, NO ANTEPONERSE A LO JUSTO QUE DESCIENDE DEL CIELO A LA TIERRA, PARA EMBESTIROS CON SU DIVINA LUZ.
POR ELLO OS HEMOS DICHO, TAMBIÉN, QUE “LA MENTE DIRECTIVA DE LOS ESPÍRITUS SOLARES ES EL ESPÍRITU DE JUAN, AL CUAL ESTA TOTALMENTE COLIGADA LA DISTRIBUCIÓN DE LA ENERGÍA VIDA Y LA ENERGÍA AMOR, QUE ES LA BASE DE LA POTENCIA OMNICREANTE DE LA JUSTICIA DEL PADRE”.
D.




El Signo de Jonás.
Anuncio de sus Apariciones.
Ya que llegaban grandes cantidades de turbas a oírle, comenzó a decir:




-
Esta raza de hombres es una perversa raza; ellos piden un prodigio y yo digo que no se les dará otro prodigio que el del profeta Jonás, que fue
raptado en el mar por un “extraño pez submarino”, y al igual que Jonás fue una señal para los ninivitas, así el Hijo del hombre lo será para los de esta nación infiel e incrédula.
Con esta “señal de Jonás” la Reina del Mediodía se levantará en el día que llegue el juicio contra los hombres de esta nación, y los condenará, por cuanto que ella vino del otro extremo del mundo a escuchar la sabiduría de Salomón, y he aquí uno superior a Salomón.



Los habitantes de Nínive, comparecerán también en el día del juicio contra esta nación y la condenarán, por cuanto que ellos hicieron penitencia a la predicación de Jonás, y veis como aquí se desprecian las palabras de uno que es superior a Jonás.
Oíd bien.
Nadie enciende un candil para ponerlo en un lugar escondido, ni debajo de un celemín, sino sobre un candelero, para que los que entran vean y tengan la luz.




Mirándolos prosiguió:
- Candiles de vuestro cuerpo son vuestros ojos.
Si vuestros ojos fueran puros, todo vuestro cuerpo será alumbrado, pero, si vuestro ojo fuere malo, también vuestro cuerpo estará lleno de tinieblas.
Cuidad bien pues, de que la luz que hay en vosotros no sea convertida en tinieblas, porque si vuestro cuerpo estuviese todo iluminado, sin tener parte alguna oscura, todo lo demás será luminoso y como antorcha luciente alumbrará vuestro camino por el mundo.


¿A CUÁL PAPA HABRÍA QUE CREER EN SUS DECLARACIONES DESDE QUE MARIA NOS VISITÓ EN FÁTIMA, Y DIO SU MENSAJE A TRES SENCILLOS NIÑOS?.....





Jesús reprende a los Fariseos.
Con esta “señal de Jonás” la Reina del Mediodía se levantará en el día que llegue el juicio contra los hombres de esta nación, y los condenará, por cuanto que ella vino del otro extremo del mundo a escuchar la sabiduría de Salomón, y he aquí uno superior a Salomón.
Tan pronto acabó de decir esto, un fariseo le convidó a comer en su casa, y Jesús que accedió a ello, entrando en la casa se sentó a la mesa.
Entonces el fariseo que estaba discurriendo consigo mismo, pensó:




- ¿Por qué no se ha lavado antes de disponerse a comer?
Y el Señor respondió:
- Vosotros ¡oh fariseos!, tenéis gran cuidado en limpiar el exterior de las copas y de los platos, pero el interior de vuestro corazón está sucio, lleno de rapiña y de maldad.
¿Cómo sois tan necios? ¿No habéis aún aprendido que quien hizo lo de afuera hizo asimismo lo de adentro?
Ante todo, dad limosna de lo que es vuestro y os sobra, y con eso según vosotros todas las cosas estarán limpias.






Más ¡ay de vosotros, fariseos, que pagáis el diezmo de la hierba buena, de la ruda y de toda suerte de legumbres, y no hacéis caso de la Justicia y de la Caridad que Dios enseña!
Estas son las cosas que debéis de practicar, sin omitir aquéllas.
¡Ay de vosotros fariseos, que gustáis de tener siempre los primeros puestos, y los asientos mejores en las sinagogas, y ser saludados frente a todos!
¡Ay de vosotros, que sois como los “sepulcros que están encubiertos”, y que son desconocidos por los hombres que pasan por encima de ellos!


Jesús reprende a los Doctores de la Ley.
Entonces uno de los doctores de la Ley le dijo:
- Maestro, hablando así, también nos afrentas a nosotros.
Y Él les respondió:
- ¡Ay de vosotros también, doctores de la Ley, porque echáis sobre los hombres cargas que no pueden soportar, y vosotros, ni con la punta de un dedo las tocáis!
¡Ay de vosotros que fabricáis mausoleos a los profetas, después que vuestros mismos padres fueron quienes los mataron!
En verdad dais a conocer que aprobáis los atentados de vuestros padres, porque si ellos los mataron, vosotros edificáis sus sepulcros.
Por eso dictó también la Sabiduría de Dios: “Yo les enviaré mis profetas y sus apóstoles, y matarán a unos, y perseguirán a los otros”.
Para que a esta nación se le pida cuenta de la sangre de todos los profetas, que ha sido derramada desde la creación del mundo hasta hoy, desde la sangre de Abel hasta la sangre de Zacarías, matado entre el altar y el templo, yo os digo:
A esta raza de hombres se le pedirá de ello cuenta rigurosa.
¡Ay de vosotros, doctores de la Ley, que os habéis reservado la llave de la ciencia!, ¡porque vosotros mismos no habéis entrado, y a los que iban a entrar se lo habéis impedido!
Diciéndoles todas estas cosas, irritados los fariseos y los doctores de la Ley empezaron a contradecirle fuertemente, y a pretender taparle la boca de muchas maneras, armándole emboscadas, buscando de sonsacarle alguna palabra de la cual poder acusarle.
¿ QUÉ SIGNIFICADO TIENE PARA VOSOTROS, HOMBRES DE LA TIERRA, LA PALABRA, “ARREPENTIMIENTO”?
EL ARREPENTIMIENTO REAL, LLEVA IMPLÍCITO EN ÉL LA SANA, EVOLUCIONADA Y ESPIRITUAL VOLUNTAD DE CONSEGUIR ENMENDAR LO QUE SE HA REALIZADO DESDE UN PLANO NEGATIVO, Y CONTRARIO A LA LEY SUPERIOR.
ARREPENTIRSE, SIGNIFICA, ROGAR CON HUMILDAD Y SUFRIMIENTO SER PERDONADOS, O LO QUE ES IGUAL, SER REDIMIDOS DEL PECADO.
PERO, SI NO OS ARREPENTÍS CON LA VERDAD EN EL CORAZÓN Y LUZ EN EL ESPÍRITU, ¿POR QUÉ ESPERÁIS SER REDIMIDOS POR Y A TRAVÉS DE CRISTO?
OS DECIMOS CON DOLOR: ¡NO SERÉIS REDIMIDOS HASTA QUE VUESTRO ARREPENTIMIENTO PRODUZCA AQUELLAS OBRAS, NECESARIAS, PARA ENMENDAR LO TORCIDO, PARA LIMPIAR LO MANCHADO, PARA RESTABLECER LO HUMILLADO!
¿DE QUÉ SIRVE AL CREADOR VUESTROS TRES GOLPES DE PECHO, CUANDO ORÁIS, SI DESPUÉS NO HACÉIS OBRAS POSITIVAS, BUENAS, CONSTRUCTIVAS?
VOSOTROS DECÍS: “POR MI CULPA, POR MI CULPA, POR MI GRANDÍSIMA CULPA…”
PUES ASÍ SERÁ HASTA EL FIN DE LOS TIEMPOS, SI NO OBRÁIS DE ACUERDO A LA LEY TRAÍDA POR EL HIJO DE DIOS, EL DIOS VIVIENTE, JESÚS-CRISTO.
D.

HABÉIS OCULTADO EL AUTÉNTICO MATERNO MENSAJE DE AMOR DE MARÍA.
SABED QUE ESTE MENSAJE QUE AÚN ESTÁ OCULTO, ESTÁ EN DIRECTA COMUNIÓN CON EL MENSAJE QUE SU HIJO YA DEJO DICHO HACE 2.000 AÑOS, Y QUE ESTÁ EN LAS SAGRADAS ESCRITURAS.
YA QUE NO HABÉIS CREÍDO EN EL MENSAJE DE MARIA EN FÁTIMA, ¡CREED PUES EN EL QUE ESTÁ EN VUESTROS TEXTOS SAGRADOS!,.........





Profecía de la ruina de Jerusalem y del entero mundo.

- Maestro, ¿cuándo sucederá esto que nos dices, y que señales habrá para reconocer de que tales cosas están próximas a suceder?

Y el Señor les respondió:
- Estar siempre despiertos y atentos y mirad de no ser engañados porque muchos han de venir en mi nombre, diciéndoos: “Yo soy el Mesías, y ya ha llegado el tiempo”.
Protegeros bien de seguirlos, os lo recomiendo, y mas bien cuando sintiereis rumor de grandes guerras y enormes sediciones, no os alarméis pues es verdad que primero han de acaecer estas cosas, mas no por ello será luego el fin.

Sabed que le levantará un pueblo contra otro pueblo, y un reino contra otro reino, y ocurrirán grandes terremotos en muchas partes y enfermedades a modo de pestilencias que afectarán a naciones enteras, y hambres, y en el cielo aparecerán cosas espantosas, e igualmente prodigiosos divinos extraordinarios, mas antes de que sucedan estas cosas, se apoderarán de vosotros, y os perseguirán e incluso os entregarán los hijos de la traición a las sinagogas y entonces os encarcelarán, y os llevaran por fuerza ante el tribunal de los reyes y gobernadores, por causa de vuestra fe y entrega a mi nombre y a todo la Palabra que por voluntad del Santo Espíritu os dejaré.
Pero entonces sed felices porque esto os servirá de medio para dar testimonio de mí, y de todo lo que os dejo dicho que sucederá.
Por ello os exhorto a que imprimáis en vuestro interior, en vuestro corazón de luz el axioma de que no debéis preparar de antemano cómo habréis de responder, pues, yo mismo, pondré las Palabras en vuestros labios, y una Sabiduría a la que no podrán resistir ni contradecir todos vuestros enemigos.
Más aún, os digo que seréis entregados a los magistrados por vuestros mismos padres y hermanos, y parientes, y amigos, y harán “morir” a muchos de vosotros, y seréis odiados por todo el mundo por amor hacia mí.
No obstante y a pesar de todo esto, ni un solo cabello de vuestra cabeza se perderá, y solo mediante la divina paciencia salvaréis vuestras almas.
En lo que se refiere a la ruina de este pueblo, cuando viereis a Jerusalén estar rodeada por un numeroso ejército de distinto signo y creencia, entonces tened por cierto que su desolación está cerca.
En aquella hora, los que se hallaran en Judea, huyan a las montañas, los que habiten en medio de la ciudad, retírense de ella y los que están en los alrededores, no entren, porque éstos días de venganza serán, en los que se han de cumplir todas las cosas tal y como están escritas en la Ley.
En aquel tiempo, ¡ay de las que estén embarazadas o amamantando en aquellos días!, pues hallarán grandes angustias que se dirigirán a ese pueblo. Parte morirán a filo de espada, parte serán llevados cautivos a todas las naciones de la Tierra, y Jerusalén será pisoteada por los gentiles, hasta el tiempo en que las naciones tendrán la oportunidad de arrepentirse, acaben de cumplirse.
Se verán, entonces, fenómenos prodigiosos del Sol, de la Luna y de las estrellas, que pareciendo que son éstos astros no lo son, y en la Tierra estarán consternadas y atónitas las gentes por el estruendo DEL AGUA, de mar y de las olas que lo arrasarán todo, hasta producir que los hombres se sequen ante el temor y el sobresalto de las cosas que os anticipo han de sobrevenir del universo, porque las Virtudes de los Cielos o esferas celestes estarán bamboleando, y es entonces cuando verán al Hijo del hombre venir sobre una “luminosísima nube”, como la que algunos de vosotros, mis más cercanos amigos, habéis podido ya observar, y vendrá con una gran Poder y Majestad.
De todas formas, vosotros, fieles discípulos míos, cuando en aquel tiempo veáis que comienzan a suceder estas cosas, abrid los ojos de vuestro interior, y levantad la cabeza estando de buen ánimo, porque vuestra redención se acerca.
Y os digo esto también:
Fijaros en la higuera y en los demás árboles, porque cuando empiezan a brotar las yemas en ellos sabéis que el fruto está cerca y por ello reconocéis que el verano se aproxima.
Pues también vosotros, viendo como estas cosas que os anticipo ocurren, entended que el Reino de los Cielos, el Reino de Dios, está ya cerca.
Os doy Mi Palabra de que no se acabará esta generación sin que todo esto se cumpla.
El Cielo y la Tierra cambiarán, pero lo que mis palabras os dicen no cambiarán nunca.
Velad, pues, sobre vosotros mismos, no ocurra que se ofusquen vuestros corazones y su entendimiento que os ha sido dado por lo Alto, a causa de la embriaguez, la glotonería y los agasajos de esta vida, y os sobrecoja de repente aquel día, ya que será como un lazo inesperado que atrapara y sorprenderá a todos los que moran sobre la superficie de toda la Tierra.
Velad, pues, orando con la buenas obras en todo momento, a fin de merecer el evitar todos estos males venideros y poderos mantener así en pie ante el retorno del Hijo del hombre.
CONVENDRÍA, PARA EL ESPÍRITU DEL HOMBRE, QUE LA OMNIPOTENTE JUSTICIA DIVINA DEL CREADOR SE COLOCARA EN SU JUSTO SITIO.




Signos de los Tiempos.

En viendo una nube que se levanta del ocaso, al instante, como conocéis ya su naturaleza y condición decís: “Tempestad tendremos”.
Y así ocurre.
Y cuando veis que sopla el aire de mediodía, decís: “Hará mucho calor”.
Y lo hace.
¡No seáis pues hipócritas!, pues si sabéis
pronosticar por los diferentes aspectos del cielo y
de la tierra, ¿cómo no conoceréis el tiempo del Mesías?, o ¿cómo, por lo que pasa en vosotros mismos, no discernís lo que es justo?
Cuando por ventura debéis junto a un contrario querellaros frente al magistrado, haced en el camino todo lo posible por solucionar justamente la querella con él, no sea que por fuerza os lleve al juez, y el juez os entregue al alguacil, y el alguacil os meta en la cárcel, porque yo os aseguro que si os meten en ella, no saldréis hasta que hayáis saldado hasta el último céntimo.
......./........







Asesinato de Jesús.

Mientras le conducían hacia el suplicio y como Jesús había sido ya azotado y ultrajado con infinidad de duros golpes y latigazos, echaron mano de un tal Simón, natural de Cirene, que venía de una granja, y le obligaron a cargar la cruz para que la llevase detrás de Jesús.
Le seguía una gran muchedumbre de pueblo, y de mujeres, las cuales se deshacían en lloros, y le plañían.
Y Jesús, volviéndose hacia ellas, les dijo:
- Hijas de Jerusalén, no lloréis por mí, llorad mas bien por vosotras mismas, y por vuestros hijos, porque vendrán unos días en que digáis: “Dichosas las estériles, y dichosos los vientres que no concibieron, y los pechos que no dieron de mamar”.
Serán tan grandes los sufrimientos que vuestro pueblo ha atraído sobre sí que diréis a los montes:
“Caed sobre nosotros”. Y a los collados y colinas: “Sepultadnos”, porque si al “Árbol” verde y frondoso lleno de frutos le tratáis de esta manera, ¿en el “árbol” seco que hará la Justicia de Dios?
La Hipocresía de los Fariseos.


Más JesúsCristo les dijo:Estaban oyendo todo esto los fariseos, que eran avarientos, y se burlaban de Él.
- Vosotros os tenéis por justos delante de los

hombres, pero Dios conoc
e el fondo devuestros corazones, porque os digo que a menudo sucede que lo que parece sublime a los ojos
humanos, a los ojos de Dios es abominable.
La Ley y los profetas han durado hasta Juan el que bautizaba; desde ese momento, el Reino de Dios es anunciado y todos se esfuerzan por entrar en él.
Más os digo que es más fácil que perezcan el Cielo y la Tierra, que el que se deje de cumplir un solo ápice de la Ley.




























¿POR QUÉ SI EL CONTENIDO DEL TERCER MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN EN FÁTIMA SE CORRESPONDE CON LOS ANUNCIOS DE LAS ESCRITURAS NO SE HACE PÚBLICO RESPETANDO LA VOLUNTAD DE MARIA?........
JESÚS NO HIZO LO MISMO.
DIO A TODOS LO QUE LA VOLUNTAD DEL PADRE LE DECÍA DE DAR.....
Él obró así:


Le fue dado el libro del profeta Isaías, y abriéndolo, lo hizo por el lugar donde estaba escrito: EL ESPÍRITU DEL SEÑOR REPOSÓ SOBRE MÍ, POR LO CUAL ME HA CONSAGRADO CON SU DIVINA UNCIÓN, Y ME HA ENVIADO A EVANGELIZAR O DAR BUENAS NOTICIAS A LOS POBRES, A CURAR A LOS QUE TIENEN EL CORAZÓN AFLIGIDO, A ANUNCIAR LA LIBERTAD A LOS CAUTIVOS, Y A LOS CIEGOS VISTA, A SOLTAR A LOS QUE ESTÁN OPRIMIDOS, A PROMULGAR EL AÑO DE LAS MISERICORDIAS DEL SEÑOR Y EL DÍA DE LA RETRIBUCIÓN.
Y enrollado el libro, cerrándolo, se lo entregó al ministro y se sentó.
Y por lo que leyó, todos en la sinagoga impactados por la lectura de la santa escritura fijaron sus miradas en él.
Entonces tomando la palabra comenzó su discurso diciendo:
- La escritura que acabáis de oír hoy se ha cumplido.
Todos lo elogiaban y estaban pasmados de las palabras tan llenas de gracia que salían de sus labios, y decían:
- ¿No es este el hijo de José?
Y él les respondió:
- Seguro es que me aplicaréis aquel refrán que dice: Médico, cúrate a ti mismo; todas las grandes cosas que hemos oído que has hecho en Cafarnaúm hazlas también aquí, en tu patria.
Más después añadió:
- En verdad os digo que ningún profeta es bien recibido en su patria.




¿CÓMO SE PUEDE SER BUENOS MILITARES, Y AL MISMO TIEMPO SER SERVIDORES DE LA VOLUNTAD DE CRISTO?..........



Jesús le respondió:
- Escrito está: No vive de solo pan el hombre, sino de todo
lo que Dios dice.
Entonces el diablo con sutiles artimañas le condujo a un elevado monte, y le puso a la vista en un instante todos los reinos de la redondez de la Tierra. Y le dijo:
- Yo te daré todo este poder y la gloria de estos
reinos; porque se me han dado a mí, y los doy a quien quiero.
Si tú quieres, pues, adórame, y serán todos tuyos.
Jesús como respuesta le dijo:
- Escrito está también: ADORARÁS AL SEÑOR DIOS

TUYO, Y A ÉL SOLO SERVIRÁS.
Y llegó hasta llevarlo a Jerusalén, y lo puso sobre el pináculo del templo, y le dijo:
- Si tú eres el Hijo de Dios, tírate desde aquí hasta abajo, porque está escrito que mandó a sus Ángeles que te
guarden y que te lleven en las palmas de sus manos, para que no tropiece tu pie contra piedra alguna.
Jesús le replicó:- Dicho está también: NO TENTARÁS AL SEÑOR DIOS TUYO.















.....¿CÓMO PUEDEN SER BENDECIDOS AQUELLOS QUE ASESINAN A NIÑOS Y LES CORTAN LA CABEZA PARA VENDERLA A LAS INDUSTRIAS MEDICAS Y FARMACOLÓGICAS, POR INTERESES ECONÓMICOS?......


Deteniéndose un instante miró a todos sus discípulos que lo seguían y comenzó a decir:
- Bienaventurados son los que ahora

tenéis hambre, porque seréis saciados.
Bienaventurados los que ahora lloráis, porque reiréis.
Bienaventurados seréis cuando los hombres os aborrezcan, y os separen y expulsen de sus sinagogas, y os afrenten, y digan abominaciones de vuestro nombre diciendo que es maldito.
Todo esto lo harán por el odio que alimentan hacia el Hijo del hombre.


Cuando llegue ese día, alegraos y saltad de gozo, porque os está reservada en el cielo una gran recompensa, al igual que el trato de “aquellos” que eran Padres de los profetas, y que tenían con ellos.
Más, ¡ay de vosotros los ricos, porque ya tenéis vuestro consuelo en este mundo!
¡Ay de vosotros los que andáis ya hartos!, porque sufriréis hambre.
¡Ay de vosotros que ahora reís!, porque llegará el día en el que os lamentaréis y lloraréis.
¡Ay de vosotros cuando los hombres mundanos os aplaudan!, de igual manera que hacían los padres con los falsos profetas.











¿CÓMO ES POSIBLE QUE EXISTAN ESTAS
SEPARACIONES DENTRO DEL SENO DE LA SANTA, CATÓLICA Y APOSTÓLICA IGLESIA CATÓLICA?.....
¿Cuando se aplicaran los consejos dejados en los Evangelios?



Ahora bien, a vosotros que me escucháis, que estáis cercanos a mí yo os digo:




¡Amad a vuestros enemigos y haced el bien a quiénes os aborrezcan!
Bendecid a los que os maldigan, y orad por los que os calumnian.
A quien os hiera en una mejilla, presentarle igualmente la otra, y a quién os quitara os quite la capa, no le impidáis que os quite igualmente la túnica.
A todo el que os pida, dadle, y al que os robe las cosas, no se las reclaméis.




Tratad a los hombres de la misma manera que vosotros quisierais que ellos o tratasen.
Porque si amáis tan solo a los que os aman, ¿qué mérito es el vuestro?
También los pecadores aman a quien los ama a ellos.
E igualmente os digo que si tan sólo hacéis bien a los que bien os hacen, ¿qué mérito tenéis en ello?, puesto que los pecadores también hacen lo mismo.

Y si prestáis a aquellos de los que esperáis que luego os recompensen, ¿Dónde está vuestro mérito? También los malos prestan a los malos, a cambio de recibir de ellos otro tanto.
Es por esto que os digo:
Amad a vuestros enemigos.
Haced bien y prestad, sin esperanza de recibir nada por ello, y os aseguro que será grandísima vuestra recompensa, y entonces llegaréis a ser Hijos del Altísimo, porque Él es bueno incluso para los ingratos y los malos.
Igualmente con su Altísima Presencia y con Su Luz los consuela y alimenta.
Por todo ello, sed pues, misericordiosos, como también lo es vuestro Padre.
No juzguéis mal y no seréis mal juzgados.
No condenéis mal, y no seréis mal condenados.

Perdonad, y seréis perdonados.
Dad, y se os dará. Se os echará en vuestro regazo una buena medida, apretada y bien colmada, hasta que se derrame, porque según la Sagrada Ley del Padre, con la misma medida que midiereis a los demás se os medirá a vosotros.
Esta es la Principal Ley del Padre Creador. Si podéis entenderla, hacedlo y gozaréis.




Pero JesúsCristo, penetrando en la naturaleza de sus pensamientos, les dijo:
- Todo reino dividido en partidos contrarios quedará destruido, y una casa dividida en facciones os aseguro que camina hacia la ruina.








¿CÓMO ES POSIBLE QUE "CIERTAS CONDUCTAS CONTRARIAS" SE HAGAN COMPATIBLES CON LOS DICTÁMENES EVANGÉLICOS?





A esto que según hablaba con poderosa y viva voz, iba caminado

entre las multitudes y mirando a cada uno de los interiores. Los discípulos le seguían sin sabed si se iba a parar, o sentar en algún lugar alto para seguir hablando a todos.
Y prosiguió con esta cuestión:
- Ahora os hago una pregunta:
¿Acaso un ciego puede guiar bien a otro ciego?
¿No es más probable que caigan los dos a un precipicio?
Escuchad pues porque yo os digo que no es el discípulo superior al maestro, pero puede llegar a la perfección, si lograra ser semejante a su maestro.

Y mirando a uno le dijo:
- Más tú, ¿por qué miras la mota en el ojo de tu hermano, y no reparas en la viga que tienes en el tuyo?
O, ¿con qué autoridad dices a tu hermano: Hermano, deja que te quite la mota del ojo, cuando tú mismo no das en quitar la viga que tienes en el tuyo?
¡Hipócrita, saca primero la viga de tu ojo, y después podrás ver cómo has de sacar la mota del ojo de tu hermano!
A todos os digo que no es árbol bueno el que da malos frutos, ni árbol malo el que da frutos buenos.
Cada árbol por su fruto se le conoce, y no se cogen higos de entre los espinos, ni de las zarzas racimos de uvas.

El hombre bueno que contiene Buen Tesoro en su corazón saca cosas buenas, así como el mal hombre las saca malas, del Mal Tesoro de su corazón, porque os digo que de la abundancia del corazón habla la boca.
¿Por qué, entonces, me estáis llamando, Señor, Señor, y obrando así luego no hacéis lo que yo os digo?
Yo os quiero enseñar que aquel que es semejante a mí, viene a mí, escucha mis palabras y luego las pone en práctica.
Os confirmo que si escucháis y hacéis todo esto que os digo, es semejante a aquel hombre que, queriendo construir una casa, cavó tan hondo y puso los cimientos sobre la roca firme.
Después, cuando llegó una inundación y el río descargó toda su furia de golpe contra la casa, no pudo derribarla, porque estaba fundada, asentada sobre la firme roca.
Si embargo, aquel que escucha mis palabras y no las pone en práctica a través de sus obras, es semejante al hombre que fabricó la casa sobre tierra fofa sin poner cimiento seguro, y contra la cual descargó su ímpetu el río, y luego cayó, y grande fue la ruina de aquella casa.
Terminando de decir esto, pareció que enmudeció. No dijo nada más sino que pasando a través de todos los presentes, se dirigió y entró en Cafarnaúm.
¿POR QUÉ SE CENSURA A AQUELLOS QUE TIENEN FACULTADES SUPERIORES Y RESPETAN LOS PRECEPTOS EVANGÉLICOS?....




Algún tiempo después, el Señor, habiendo convocado a los 12 Apóstoles, les recordó lo que les dijo cuando los eligió de entre tantos discípulos y les dijo:
- Tiempo es de que los “jinetes” comanden a sus “caballos”, y los “caballos” vayan conociendo a sus “jinetes”.
Yo, en el día de hoy, y por querer del Santo Espíritu os doy el Poder y la Autoridad del Cielo sobre todos los demonios, y la Virtud de curar enfermedades.
Sabéis y habéis visto lo que la Virtud del Espíritu es capaz de donar, así pues Yo os envío a predicar con las obras el Reino de Dios, y a dar salud a los enfermos.
Escuchad, no llevéis nada para el viaje, ni tan siquiera palo para defenderos, ni alforjas para las provisiones, ni pan, ni dinero, ni mudas de ropa.
En cualquier casa que seáis invitados y que entréis, permaneced allí, y después de hacer lo que os toque hacer, salid de allí.
Y donde nadie os recibiere, al salir de la ciudad, sacudid el polvo de vuestros pies, en testimonio contra sus moradores, pues es el Santo Espíritu y Su Voz del Cielo la que guiará vuestros pasos.
Después de muchas preguntas y dilatadas conversaciones, partieron, e iban de lugar en lugar, anunciando el Evangelio, la Buena Nueva y curando enfermos por todas partes gracias al Poder que el Señor infundió sobre ellos.

Libertad de expresión Cristiana.
Al siguiente día se congregaron en Jerusalén, los Jefes magistrados, los ancianos y los escribas, e hicieron comparecer en medio de todos a los apóstoles, entonces les preguntaron:

- ¿Con qué autoridad, o en nombre de quién habéis hecho esa acción sanadora?
A lo cual Pedro, lleno del Santo Espíritu, les respondió:
- Príncipes del pueblo, y vosotros ancianos de Israel, escuchad bien.
Puesto que en este día se nos pide explicación del bien que hemos hecho a un hombre lisiado, y también se quiere saber por virtud de quién ha sido curado, os declaramos a todos vosotros y a todo el pueblo de Israel que la curación se ha cumplido en el nombre de nuestro Señor Jesús, el Cristo, nazareno de origen, a quien vosotros crucificasteis y Dios ha resucitado.
Es en Virtud de tal nombre se presenta sano ese hombre a vuestros ojos.
Sabed que JesúsCristo es aquella “piedra” que vosotros desechasteis en la “edificación”, y la cual es la “piedra angular”.
Por lo tanto fuera de Él no hay que buscar la salvación de nadie, pues no ha sido dado a los hombres otro nombre debajo del cielo que nos cubre por el cual podamos optar a salvarnos.

¿ESTO ES DAR EJEMPLO DE VIDA Y DE VERDAD SEGÚN MANDATO DE LA LEY DEL PADRE?.....


Pero JesúsCristo, penetrando en la naturaleza de sus pensamientos, les dijo:
- Todo reino dividido en
partidos contrarios quedará destruido, y una casa dividida en facciones os aseguro que camina hacia la ruina.
Si, pues, Satanás está también dividido contra sí mimo, ¿cómo ha de subsistir su reino?
Y ya que vosotros decís que yo expulso los demonios por arte de Belcebú, ¿por virtud de quién los expulsan vuestros hijos?
Por ello os digo que vuestros hijos serán vuestros jueces.
Pero ya que yo expulso los demonios gracias al “dedo de Dios”, es evidente que ha llegado ya el Reino de Dios a vosotros.
Cuando un hombre valiente y bien armado guarda la entrada de su casa, todas las cosas están seguras., pero si otro más valiente que él asaltándole le vence, le desarmará de todos sus arneses, en los que tanto confiaba, y repartirá sus despojos por doquier.
Mirando detenidamente a todos los que le habían intentado provocar, añadió:
- Quien no está conmigo, está contra mí, y quien no recoge según yo muestro, desparrama.
Y le trajeron, al Señor, algunos niños para que les impusiera las manos como bendición.
Ante lo cual, los discípulos que lo vieron, lo impedían con ásperas palabras, por considerar que era un capricho.
Más el Señor, llamando a los niños dijo a sus discípulos:
- ¡Dejad que los niños vengan a mí!, y no se lo prohibáis, porque yo os digo que de éstos es el Reino de los Cielos, el Reino de Dios.
Y verdaderamente os digo que quien no recibiera el Reino de Dios como un niño, con su sencillez, no entrará en él.
Un día, dijo el Señor a sus discípulos:

- Imposible es que no sucedan escándalos.
No obstante, ¡ay de aquél que los cause!
Menos mal sería para él que le echasen al cuello una rueda de molino y le arrojasen al mar, en comparación a que él escandalizara a uno de estos pequeños.




¿NO HA SIDO DICHO: SOIS TODOS IGUALES, HERMANOS Y HERMANAS ANTE EL SEÑOR?.......




Y les dijo:
- La mies en verdad es mucha, pero los
trabajadores son pocos. Rogad, pues, al dueño de
la mies que envíe más obreros a su mies.
Vosotros, que hoy os he elegido, os envío a predicar con la Palabra del Cielo y con las Buenas obras como corderos entre los lobos.
Como les dije a los otros, os digo a vosotros:
No llevéis bolsillo, si alforja, ni calzado, ni os paréis a saludar a nadie por el camino.
Y perseverad en aquella misma casa Allí donde seáis bien recibidos entrad, y decid antes de nada: La Paz del Cielo sea siempre en esta casa; puesto que si en ella hubiese algún hijo de la Paz, descansará
vuestra Paz sobre él, y donde no fuera así, se volverá a vosotros.
que sois bien recibidos, comiendo y bebiendo de lo que tengan y ofrezcan, pues el que trabaja con Buenas obras, merece su recompensa.
En cualquier ciudad que entraréis, y os hospedaran, comed lo que os ofrecieran, y curad a los enfermos que en ella hubiera, y decidles luego: “El Reino de Dios está cerca de
vosotros, buscad”.
Pero si en la ciudad donde hubiereis entrado no quisieran recibiros, sin temor id a las plazas y decid:
“Hasta el polvo que se nos ha pegado de vuestra ciudad, lo sacudimos, contra vosotros. No obstante tenéis que saber que el Reino de Dios está cercano”.
Id pues que yo os aseguro que Sodoma será tratada en aquel día con menos rigor que la tal ciudad.



¿ACASO NO ES MÁS PROVECHOSO PARA EL ESPÍRITU HACER VOTO DE HUMILDAD Y FRATERNIDAD?....
¿QUÉ HOMBRE, VIENDO A TODOS SUS HERMANOS PASAR HAMBRE, NO COGE Y VENDE TODO LO QUE POSEE PARA QUE PUEDAN ALIMENTARSE?




Entonces, uno que estaba presente entre tanto auditorio, le dijo:
- Maestro, dile a mi hermano que me dé la parte que me toca de la herencia.
Y el Señor Jesús le respondió:
- ¡Oh hombre!, ¿quién me ha constituido a mi como juez y repartidor entre vosotros?
Estad alerta, y guardaos de toda avaricia, puesto que no depende la vida del hombre de la abundancia de los bienes que él posee.
Escuchad:
Un hombre rico tuvo una extraordinaria cosecha de frutos en su heredad.


Discurría para consigo, diciendo: “¿Qué haré, que no tengo sitio capaz de contener tantos frutos?
Al final se dijo: “Ya se lo que hacer. Derribaré mis graneros, y construiré otros mayores, donde almacenaré todos mis productos y mis bienes, con lo que diré a mi Alma: “¡Oh Alma mía!, ya tienes muchos bienes de repuesto para muchísimos años. Ahora descansa, come y bebe, y date buena vida”.
Y en ese mismo momento le dijo Dios: ¡Insensato, esta misma noche han de exigir de ti la entrega de tu Alma! ¿De quién será cuanto has almacenado?
Esto es lo que sucede, al que atesora para sí, y no es rico para con Dios.




















ORIGINARIA CAPILLA LLENA DE HUMILDAD Y RECONOCIMIENTO HACIA MARIA Y SU VISITA EN FÁTIMA.









EXPLANADA DE FÁTIMA EN LA ACTUALIDAD.












Humilde ofrenda de una viuda pobre.
Estando un día en el templo, Jesús estaba mirando con atención hacia el gazofilacio, donde se depositan los ofrecimientos, y vio a varios ricos que iban echando en él sus ofrendas, y vio, también a una pobrecita viuda, la cual echaba dos pequeñas monedas, y dijo a sus discípulos que
estaban con Él:




- En verdad os digo que esa pobre viuda ha echado más que todos ellos juntos, ya que todos ellos han ofrecido a
Dios parte de lo que le sobra, pero ésta mujer, de su misma pobreza
ha dado lo que tenía y que le era necesario para su sustento.








Estaban oyendo todo esto los fariseos, que eran avarientos, y se burlaban de Él.
Más JesúsCristo les dijo:
- Vosotros os tenéis por justos delante de los hombres, pero Dios conoce el fondo de vuestros corazones, porque os digo que a menudo sucede que lo que parece sublime a los ojos humanos, a los ojos de Dios es abominable.
La Ley y los profetas han durado hasta Juan el que bautizaba; desde ese momento, el Reino de Dios es anunciado y todos se esfuerzan por entrar en él.




Más os digo que es más fácil que perezcan el Cielo y la Tierra, que el que se deje de cumplir un solo ápice de la Ley.
Cualquiera que repudie a su mujer, y se case con otra, comete adulterio y comételo también el que se casa con la repudiada por su marido.







¿DE QUÉ SIRVEN LAS PALABRAS SI NO SON 
APOYADAS CON LAS OBRAS?....



Después de escuchar con atención, dijo el Señor:
- ¿Pensáis que aquellos galileos eran entre todos los demás de Galilea los mayores pecadores porque fueron castigados de esa forma?
Yo os aseguro que no; y entended bien que si vosotros no hicierais penitencia, renunciando a todo aquello que os es contraproducente, todos pereceréis igualmente.
Como también ocurrió con aquellos 18 hombres sobre los cuales cayó la Torre de Siloé, y los mató. ¿Acaso pensáis que fuesen los más culpados de todos los moradores de Jerusalén?
Yo os confirmó que no, más si vosotros no hiciereis la necesaria penitencia, todos pereceréis igualmente.







Parábola de los Viñadores.


- Un señor plantó una viña, y la arrendó a ciertos viñadores para que se hicieran cargo de ella.
Él, se ausentó a un lugar
lejos, muy lejos de allí, durante una larga temporada.
echaron con las manos vacías.Llegado el momento envió a un embajador, servidor suyo, a los arrendatarios para que le dieran su parte de los frutos logrados en su viña; más ellos, después de haber maltrato a éste siervo, lo

El amo y señor, envió pues a otro, y a éste también le hirieron y lo echaron igualmente fuera.
Entonces el amo de la viña, que era el dueño también, se dijo:
“¿Qué puedo hacer más ya?
Enviaré a mi más preciado hijo, y quizá, cuando lo vean y conozcan quién es, le tendrán más respeto que a los siervos míos que envié”.
Y lo envió.

Más, luego que los colonos le avistaron, discurrieron entre sí, diciéndose:
“Este es el heredero; matémosle, y de esta manera la herencia quedará como nuestra”.
Y habiéndole arrojado fuera de la viña de su padre, le mataron.
Y el Señor añadió:
Ahora os pregunto yo a vosotros que me oís:
¿Qué hará, pues, con ellos el dueño y amo de la viña?
Yo os digo que vendrá en persona, y destruirá con justicia a estos arrendatarios ingratos, y dará su viña a otros que la tengan merecida.
Dicho esto, algunos de los príncipes de los sacerdotes que se habían quedado, dijeron:
- No lo permitirá Dios, esto.
Jesús, se volvió y clavó su mirada en los ojos de ellos, y les dijo con voz profunda y poderosa:
- Pues según vosotros, ¿qué quiere decir esto que ha sido escrito en la Sagrada Ley que vosotros decís respetar?: “LA PIEDRA QUE DESECHARON LOS ARQUITECTOS, ESA MISMA VINO Y SE CONVIRTIÓ EN LA PRINCIPAL PIEDRA ANGULAR.
DE TAL SUERTE QUE LOS QUE CAYESEN FRENTE A ELLA, SE ESTRELLARÁN; Y AQUEL SOBRE EL QUE ELLA CAYERE QUEDARÁ COMPLETAMENTE HECHO AÑICOS”.
Decidme, vosotros doctores de la Ley, ¿qué significan éstas palabras de la Sagrada Ley?
Y entonces los príncipes de los sacerdotes y los escribas, desearon perderle en aquella misma hora, para librarse de Él, porque bien sabían que la dicha parábola contra ellos era dirigida.
Más temieron la reacción del pueblo y no hicieron nada.

Jesús Reprende a los Doctores de la Ley.
Entonces uno de los doctores de la Ley le dijo:
- Maestro, hablando así, también nos afrentas a nosotros.
Y Él les respondió:
- ¡Ay de vosotros también, doctores de la Ley, porque echáis sobre los hombres cargas que no pueden soportar, y vosotros, ni con la punta de un dedo las tocáis!

¡Ay de vosotros que fabricáis mausoleos a los profetas, después que vuestros mismos padres fueron quienes los mataron!

En verdad dais a conocer que aprobáis los atentados de vuestros padres, porque si ellos los mataron, vosotros edificáis sus sepulcros.


Por eso dictó también la Sabiduría de Dios: “Yo les enviaré mis profetas y sus apóstoles, y matarán a unos, y perseguirán a los otros”.
Para que a esta nación se le pida cuenta de la sangre de todos los profetas, que ha sido derramada desde la creación del mundo hasta hoy, desde la sangre de Abel hasta la sangre de Zacarías, matado entre el altar y el templo, yo os digo:
A esta raza de hombres se le pedirá de ello cuanta rigurosa.


¡Ay de vosotros, doctores de la Ley, que os habéis reservado la llave de la ciencia!, ¡porque vosotros mismos no habéis entrado, y a los que iban a entrar se lo habéis impedido!
Diciéndoles todas estas cosas, irritados los fariseos y los doctores de la Ley empezaron a contradecirle fuertemente, y a pretender taparle la boca de muchas maneras, armándole
emboscadas, buscando de sonsacarle alguna palabra de la cual poder acusarle.



A lo que el Señor le respondió:

- ¿Quién piensas que es sino un “criado vigilante” sino aquel administrador fiel y prudente, respetuoso con la Ley de su “amo” y Su Justicia, a quien su “amo” constituyó como mayordomo de Su “familia”, para 
distribuir sabia y justamente a cada uno a su tiempo y medida el “trigo” o “alimento” correspondiente?





Dichoso es un “siervo” tal, si su “amo” cuando regrese lo encuentra realizando tan sabiamente su deber.
En verdad, observándolo cómo se afana en ello, le dará la superintendencia de todos sus “bienes”.
Pero si tal “criado” dijere en su corazón: “Mi amo no piensa en venir tan pronto puedo dejar esto para otro día”, y comenzara a maltratar a los criados dependientes de él y también a las criadas,
y a comer y a beber hasta embriagarse, regresará el “amo” de tal “siervo” en el día que menos lo espera, y en la “hora” que el siervo no sabe, lo echará de su “casa” y le dará el “pago” que
corresponde a los “criados infieles”.



De manera que aquel “siervo” que habiendo conocido la Justa Voluntad de su “amo”, no puso en orden las cosas, ni se portó conforme quería su señor, recibirá muchos “azotes”. Más aquél “siervo” que sin conocerla, hizo cosas que de por sí merecen “castigo” será menor el éste, porque el “amo” pedirá cuenta de mucho a aquel a quien mucho se le entregó, y a quien se le han confiado muchas más cosas, muchas más cuentas le serán pedidas, cuando el “amo” regrese de su partida.




NADIE PODRÍA IMAGINAR QUE DENTRO DEL VATICANO PUDIERAN SUCEDER ESTOS ACONTECIMIENTOS.




Purificación del Templo.

Y una vez entró en Jerusalén lo primero que hizo fue ir al templo, y entrando
en él vio lo que allí hacían, y con
Poder y determinación comenzó a expulsar a todos que
estaban vendiendo y comprando en él, diciéndoles:
- ¡Escrito está en vuestra Ley!: “MI CASA ES CASA DE ORACIÓN, MÁS VOSOTROS LA HABÉIS CONVERTIDO EN UNA CUEVA DE LADRONES”.


Nadie quedó, más todos aquellos que querían escuchar la Voz de Dios en la Tierra, allí permanecieron para oírla.

Y todos los días allí, en el templo, enseñaba a quien se acercaba a escuchar.
Por ello, los príncipes de los sacerdotes, y los escribas, y los principales más notorios del pueblo, que tenían parte en las compras y las ventas, buscaban cómo quitarlo de en medio, y matarlo.
Y no hallaban la manera de obrar contra él, porque todo el pueblo estaba con la boca abierta y escuchándole.

Tal era la Sabiduría y Honor que surgían de la boca de JesúsCristo, el Señor.








Parábola del mal juez.
Y les propuso en respuesta esta parábola, para hacerles ver que es conveniente orar, perseverantemente con las palabras y con las buenas obras, y no desfallecer, diciéndoles:

- En cierta ciudad había un juez que no alimentaba ningún temor hacia Dios, ni tenía respeto alguno por ningún hombre.
Vivía en la misma ciudad una viuda, la cual solía ir a él, diciendo:
“Hazme justicia de mi contrario”.
Más el juez en mucho tiempo no quiso hacérsela, y después dijo para consigo:
“Aunque yo no temo a Dios, ni respeto a hombre alguno, para que me deje en paz esta viuda, le haré justicia, a fin de que no venga tan continuamente a romperme la
cabeza”.
Fijaros, lo que este juez inmoral llegó pensar.

Pues si éste siendo como era, hizo lo que hizo, ¿creéis que Dios dejará de hacer Justicia por sus elegidos, que claman a Él tanto de día como de noche, y que han de sufrir siempre que se les oprima y censure?
Os aseguro que Dios no tardará en hacer Justicia Divina por los agravios hacia ellos cometidos.
Y ahora os pregunto yo:
Cuando regrese el hijo del hombre, ¿os parece que hallará fe sobre la Tierra?


El hombre rico y el mendigo Lázaro.
Hubo cierto hombre muy rico que se vestía de púrpura y de lino finísimo, y tenía cada día espléndidos banquetes.

Al tiempo mismo vivía un mendigo, llamado Lázaro, el cual, cubierto de llagas, yacía a la puerta de éste, deseando saciarse con las migajas que caían de la mesa del rico, mas nadie se las daba, sin embargo los perros venían y lamínale las llagas.
Sucedió después de tiempo que dicho mendigo falleció, y fue llevado por los Ángeles al seno de Abraham.
Falleció también el rico, y fue sepultado en el infierno, y cuando estaba en los tormentos, levantando los ojos vio a lo lejos a Abraham y a Lázaro en su seno, y exclamó diciendo:
“Padre mío Abraham, compadécete de mí y envíame a Lázaro para que, mojando la punta de su dedo en agua, me refresque la lengua, pues me abraso en éstas llamas”.
Y Abraham le respondió:
“Hijo, acuérdate que recibiste bienes durante tu estancia en la vida, y Lázaro, al contrario, sufrimientos, y es así que éste, según la Suprema Ley, ahora es consolado, y tú atormentado.
A parte que, entre nosotros y vosotros hay de por medio un abismo insondable, de suerte que los que de aquí quisieran pasar a vosotros, no podrían, ni tampoco de ahí pasar acá”.
Y el rico entonces le dijo:
“Te ruego, ¡oh padre! Que lo envíes a casa de mi padre, donde tengo 5 hermanos, con el fin de que los avise, y no les suceda a ellos, por seguir mi mal ejemplo, lo mismo que a mí y venir a este lugar de tormentos”.
Y Abraham le replicó:

“Ya que tienen a Moisés y a los profetas de Dios, ¡que los escuchen!
Y el rico a su vez dijo:
“No basta con esto, ¡oh padre Abraham!, pero si alguno de los fallecidos fuera a ellos, seguro que harán penitencia”.
Abraham le respondió:
“Si a Moisés y a los profetas de Dios no los escuchan, aunque uno de los fallecidos resucite, tampoco le darán credibilidad”.




Parábola del mayordomo infiel.
Decía también Jesús a sus discípulos:

- Érase un hombre rico que tenía un mayordomo, del cual por la voz de otros vino a entender que le había disipado sus bienes.
Le llamó entonces y le dijo:
“¿Qué es esto que oigo de ti? Dame cuenta de tu administración, porque de ser así no quiero que cuides en delante de mi hacienda”.
Entonces, el mayordomo pensó para sí:
“¿Qué haré, pues mi amo me quita la administración de sus bienes? Yo no soy bueno para cavar, y para mendigar no tengo cara.
Ya sé lo que tengo que hacer para que, cuando sea removido de mi mayordomía, halle yo personas que me reciban en su casa”.
Llamando, pues, a cada uno de los deudores de su amo, dijo al primero:
“¿Cuánto debes a mi amo?”.
Y éste le respondió:
“Cien barriles de aceite”.
Entonces le dijo el mayordomo:
“Coge tu factura, siéntate, y haz al instante otra de cincuenta”.
Dijo después a otro:
“Y tú, ¿cuánto me debes?”
Y respondió:
“Cien coros de trigo”.
Y le dijo:

“Toma tu factura y escribe ochenta”.
Habiendo llegado esto a conocimiento del amo, alabó a este mayordomo infiel, no por su infidelidad, sino de que hubiese sabido portarse sagazmente, porque los hijos de este signo, amantes del mundo, son en sus negocios más sagaces que los hijos de la luz o del evangelio, en el negocio de su eterna salud interior.
Por esto yo os digo a vosotros:
Sed buenos y justos amigos de vuestros amigos, aunque estos tengan riquezas, que son manantial de iniquidad, para que cuando falleciereis, seáis recibidos en las moradas eternas.
Quien es fiel en lo poco, también es fiel en lo mucho, y quien es injusto en lo poco, también lo es en lo mucho.
Si en las falsas riquezas no habéis sido fieles, ¿quién os dará las verdaderas o las plenas de gracia?, y si en lo ajeno no fuisteis fieles, ¿quién pondrá en vuestra manos lo propio?
Ningún criado puede servir a dos amos, porque o aborrecerá al uno, y amará al otro, o se aficionará al primero, y no hará caso del segundo.
No podéis servir a Dios y al tiempo a las riquezas.
¿QUÉ ESPÍRITU ES CAPAZ DE PROPONER EL CAMBIO EN LA FILOSOFÍA ESPIRITUAL DEJADA A LOS HOMBRES POR CRISTO?



Jesús en el Monte de los Olivos.

Salió, entonces, Jesús, habiendo acabado la cena pascual, y se fue, como acostumbraba, hacia el monte de los Olivos para orar.
Y con Él fueron los Apóstoles.
Y llegados allí, Jesús, les dijo:
- Orad, pedid de no caer en la tentación.
Y se apartó de ellos como un tiro largo de piedra, en habiéndose detenido, hincó las rodillas y se metió en intensa oración, diciendo:
- Padre mío, si es de tu agrado, aleja de mí este cáliz. No obstante, no se haga mi voluntad, sino la tuya.
Y en esto se le apareció un Ángel luminoso del cielo, para darle consuelo y confortarlo. Y, tan intensa era su oración que tenía como temblores, y le vino un sudor en la frente como gotas de sangre, que chorreaba hasta el suelo.
Una vez terminado este tormentoso momento, se levantó de la oración, y se acercó al lugar donde dejó a los Apóstoles, hallándolos dormidos.

Y llamándolos, le dijo:
- ¿Por qué dormís? Levantaos y orad, para evitar caer en las tentaciones que os vendrán.
Y nada más decir estas palabras, oyeron como un tropel de gentes que se acercaban. Los Apóstoles pensaron que eran gente del pueblo que no pudiendo esperar, subían al encuentro del Maestro.
Y, al frente de este tropel de gentes venía, uno de los 12 elegidos por el Señor. Ése que iba en cabeza, era Judas Iscariote, cuyo rostro estaba desencajado por el miedo, ya que los que lo seguían eran soldados.
Una vez llegados, Judas, se arrimó a Jesús y le besó.
Y Jesús mismo le dijo:
- ¡Oh Judas!, ¿así es como has concertado entregar al Hijo del hombre, con un beso?
Y el silencio fue la respuesta dada por Judas a su Maestro.
Los demás viendo lo que iba a suceder, algunos huyeron despavoridos, y otros quedaron y dijeron:
- Señor, nosotros te defenderemos, incluso con la espada.
Y uno de los 12 hirió a un lacayo del príncipe de los sacerdotes, y le cortó la oreja derecha de tajo.
Jesús tomó la palabra y dijo:

- Parad, no sigáis adelante.
Entonces se acercó al herido, el cual gemía de dolor y asustado como estaba reculaba de su presencia.
Y el Maestro le dijo:
- No temas. Estate tranquilo.
Y recogiendo la oreja del suelo se la colocó de nuevo en su sitio, y quedó completamente curado y sin dolor.
Después dirigiéndose a los príncipes de los sacerdotes, a los prefectos del templo, y a los ancianos, que habían sido enviados junto a los soldados a reducirlo les dijo:
- ¿Habéis venido con espadas y garrotes como si fuerais a por un ladrón peligroso? Aunque cada día estuve con vosotros en el templo, nunca pudisteis echarme la mano, porque aún no era la hora.

Más ésta es la hora vuestra y la hora del poder de las tinieblas.




El que busca encuentra.
Al día siguiente partió con ellos, acompañándoles también otros de los discípulos de Joppe.

Un día tardaron en llegar a Cesarea.
Cornelio por su parte, había convocado a sus parientes y amigos más íntimos, y con ellos ya lo estaba esperando.
Llegando cerca Pedro de su casa, le salió a recibir Cornelio y, postrándose a sus pies, quiso adorarle, más Pedro con rapidez lo levantó y le dijo:
- Levanta, pues yo no soy más que un hombre como lo eres tú.
Y conversando con él, entró en la casa, donde halló reunidas muchas personas. Entonces les dijo:
- Sé que no ignoráis qué cosa tan abominable es para un judío el trabar amistad con un extranjero, más Dios me ha enseñado en Su Infinita Sabiduría a no temer de ningún hombre aunque éste esté impuro o manchado, por lo que he venido sin dificultad alguna y abiertamente después de haber sido reclamado por Cornelio. Ahora bien: ¿Cuál es el motivo por el que me habéis llamado?
A lo que Cornelio respondió:
- Cuatro días hace hoy que yo estaba orando en mi casa a la hora nona, cuando de repente apareció ante mí un ser con una indumentaria tan blanca y luminosa que me sobresaltó, y luego me dijo:
No temas. Tus oraciones y tus obras han llegado hasta lo más alto por tu gran respeto y acatamiento de la Ley de Dios, y todo esto ha hecho memoria de ti.
Por ello, envía a alguno a Joppe en busca de un hombre llamado Simón, y que tiene por sobrenombre Pedro, el cual está hospedado en casa de un curtidor igualmente llamado Simón, cuya casa se encuentra cercana a la mar.
Y cuando éste llegue a tu presencia te dirá lo que te es conveniente hacer.
Por ello es que envié por ti, y tú me has hecho la gracia de venir.

La Transfiguración de Jesús.
Y ocurrió que 8 días después de dichas estas palabras llamó para que le acompañasen a Pedro, y a Santiago, y a Juan, y con ellos subió a un monte a orar. Tal era el estado de oración que mientras estaba orando su semblante cambio totalmente apareciendo diferente al que conocían y sus ropas se volvieron blancas, luminosas y refulgentes. Y vieron como aparecían junto a Él dos extraños personajes que conversaban con Él, y los cuáles supieron después que eran Moisés y Elías.

Aparecieron de forma gloriosa, luminosos, y escucharon cómo hablando con Él le referían de cómo sería su salida de este mundo, la cuál sucedería en Jerusalén.
Pedro, Santiago y Juan estaban envueltos en un ambiente tan celestial que parecían estar durmiendo y soñando al tiempo.
Entonces, reaccionando, fueron testigos plenos de la gloria luminosa de Jesús y de los dos extraños personajes que le acompañaban, y como vieron que se disponían a despedirse de Él, díjole Pedro:
- Maestro, estamos tan bien aquí.
Si quieres haremos tres tiendas o pabellones, una para ti, otra para Moisés y otra para Elías.
Y mientras estaba diciendo esto, se formó una nube luminosa y entonces quedaron sobrecogidos por el temor.
Y de la luminosa nube salió una voz que les dijo:
- ESTE ES MI HIJO, EL ELEGIDO, ESCUCHADLE.
Y mientras oían esta voz los dos extraños acompañantes desaparecieron viendo entonces a Jesús solo, y ellos quedaron en silencio, y por consejo de Él no dijeron entonces nada de lo que habían tenido la dicha de ver.
Manuscrito de la Inquisición Española, en la que se narra como 19 testigos vieron una "Gran Cruz Luminosa" en el cielo sobre una Ermita en la localidad de Buendía, (Cuenca). El caso fue archivado sin explicación. Este Manuscrito Original está en el Archivo Diocesano de Cuenca, para todos aquellos que deseen consultarlo.


=========================================================================

Manuscrito de la Inquisición Española, en la que se narra como 19 testigos vieron una "Gran Cruz Luminosa" en el cielo sobre una Ermita en la localidad de Buendía, (Cuenca). El caso fue archivado sin explicación. Este Manuscrito Original está en el Archivo Diocesano de Cuenca, para todos aquellos que deseen consultarlo.




trucos blogger